documentos

 

El Ayuntamiento evalúa la construcción de un nuevo ascensor urbano para unir El Puente y Calcinas

Date: 
Martes, 2 Noviembre 2021
Foto: 

El Ayuntamiento de Santa Cruz de La Palma ha iniciado el estudio de viabilidad para construir un nuevo ascensor urbano, el segundo en el municipio y la Isla, que uniría El Puente con el barrio de Calcinas. Esta iniciativa, que es una de las infraestructuras previstas en el Plan de Movilidad Urbana Sostenible del municipio (PMUS) quiere contribuir a mejorar la accesibilidad de las personas mayores y con discapacidad, con el menor impacto paisajístico y medioambiental.

El ascensor de La Luz, puesto en marcha hace poco más de un año, “ha supuesto numerosas ventajas para la movilidad de la población, unos grandes resultados que nos han llevado a emprender esta nueva iniciativa, que no solo nos permitirá mejorar la conectividad del núcleo de Calcinas con el casco urbano, las administraciones, los servicios y el sector comercial y de la restauración, sino también aumentar los atractivos del municipio para las personas que nos visitan, en un momento en el que tenemos que hacer todo lo posible para impulsar la recuperación económica”, explica el alcalde, Juan José Cabrera Guelmes.

Este proyecto, “que esperamos sea una realidad en el municipio lo más pronto posible”, como señala el alcalde, tendría su entrada a la altura del acceso al parking de El Puente y contempla la modalidad de ascensor inclinado, un sistema ajustado a la orografía y que se plantea para reducir el  impacto paisajístico y medioambiental al mínimo. Además, se estudia la posibilidad de una parada intermedia a la altura de la Cajita blanca.

La capital cuenta desde septiembre de 2020 con el primer ascensor urbano de La Palma, que comunica la zona de La Luz con la plaza de la Constitución, mejorando la accesibilidad de San Telmo, Santo Domingo, el Teatro Circo de Marte y La Cosmológica. 

PMUS

El Plan de Movilidad Urbana Sostenible (PMUS) de Santa Cruz de La Palma, aprobado en 2019, es una herramienta de gestión municipal destinada a organizar y optimizar la movilidad del municipio, fomentando aquellas formas de transporte más respetuosas con el medio ambiente.

Contempla diversas infraestructuras de movilidad vertical para paliar los problemas para peatones derivados de la orografía. Así, además de la instalación de escaleras o rampas mecánicas en varias calles, plantea medio centenar de ascensores urbanos en diferentes puntos del municipio.

No obstante, cada una de estas instalaciones requiere un complejo procedimiento previo que incluye análisis de viabilidad técnica del proyecto, calificación urbanística, disponibilidad de terrenos o el estudio de costes, entre otros trámites.