Programación

Domingo, 27 Enero, 2019 - 19:00

Un tributo escénico a Antonio Ozores en una iniciativa del legado cultural
que el mismo dejó a las artes escénicas a través de las claves del humor popular y la risa colectiva y que su hija Emma Ozores en esta obra representa con la puesta escénica de la última obra del humor surrealista del actor.

¡El ÚLTIMO QUE APAGUE LA LUZ!  Estrenada en 2007 en el teatro Apolo de
Barcelona con dos prórrogas de cuatro meses, más cuatro años en cartel en el teatro Gran Vía Arlequín de Madrid. Premio nacional a la mejor obra de humor de 2010, además el premio Goya de honor de 2016 concedido a la zaga Ozores por sus 90 millones de espectadores y su aportación reconocida al desarrollo de los espacios públicos existentes de nuestra cultura actual de todos los pueblos de España.

¡El ÚLTIMO QUE APAGUE LA LUZ! cuenta con el apoyo de todos los medios de comunicación y redes que se vuelcan con el tributo escénico que protagoniza Emma Ozores.

PRECIO DE ENTRADAS; PATIO, 14, ENTRESUELO, 12, ANFITEATRO 10,00€ 
 


Domingo, 3 Febrero, 2019 - 20:30
,

Orquesta Filarmónica de Cámara de Minsk
En 2016, los músicos solistas de las formaciones más relevantes de Minsk (Bolshoi y Filarmónica), unen su potencial para crear una orquesta dedicada al repertorio de cámara. Desde el primer momento, sus apariciones en público crean una enorme expectativa, llegando a incorporarse como formación habitual en salas de conciertos y festivales de Europa. Vladimir Spivakov, Gerard Korsten o James Gähres son algunos de los directores con los que ha colaborado dicha formación.


Viernes, 8 Febrero, 2019 - 20:30
,

Hesperion XXI
En 1974, Jordi Savall y Montserrat Figueras, junto con Lorenzo Alpert y Hopkinson Smith fundaron en Basilea el grupo Hespèrion XX, un conjunto de música antigua que pretendía recuperar y difundir el rico y fascinante repertorio musical anterior al siglo XIX a partir de nuevas premisas: los criterios históricos y los instrumentos originales. Su nombre, Hespèrion, significa «originario de Hesperia», que en griego antiguo era la denominación de las dos penínsulas más occidentales de Europa: la ibérica y la italiana. También era el nombre que recibía el planeta Venus cuando aparecía por Occidente. Hespèrion XX, a partir del año 2000, cambia la denominación a Hespèrion XXI.

Hespèrion XXI es hoy día una referencia ineludible para comprender la evolución de la música en el periodo comprendido entre la Edad Media y el Barroco. Su labor de recuperación de obras, partituras, instrumentos y documentos inéditos tiene un doble valor incalculable: por un lado el riguroso trabajo de investigación aporta nuevos datos e interpretaciones sobre los conocimientos históricos de una época, y por otro, la exquisita calidad de las interpretaciones pone al alcance del público la posibilidad de disfrutar con naturalidad de la delicadeza estética y espiritual propia de las obras de aquel tiempo.

Desde el principio, Hespèrion XXI tomó un rumbo artístico claro e innovador que acabaría creando escuela en el panorama mundial de la música antigua, ya que concebía y concibe la música antigua como instrumento de experimentación musical, y con ella busca la máxima belleza y la expresividad en las interpretaciones. Todo intérprete de música antigua tiene un compromiso con el espíritu original de cada obra y tiene que aprender a conectar con ella a través del estudio del autor, de los instrumentos de la época, de la obra en sí y de sus circunstancias concretas. Pero como artesano de la música, también está obligado a tomar decisiones sobre lo que está interpretando: de su talento, de su creatividad y de su capacidad de transmitir emociones depende su capacidad para conectar el pasado con el presente, la cultura con su divulgación.

El repertorio de Hespèrion XXI incluye entre otras, obras del repertorio sefardita, romances castellanos, piezas del Siglo de Oro español y de la Europa de las Naciones. Algunos de sus programas de conciertos más celebrados han sido las Cantigas de Santa María de Alfonso X el Sabio, La Diáspora Sefardí, las músicas de Jerusalén, de Estambul, de Armenia o las Folías Criollas. Gracias al destacadísimo trabajo de los numerosos músicos y colaboradores que han participado con el conjunto durante todos estos años, Hespèrion XXI tiene todavía un papel clave en la recuperación y la revaloración del patrimonio musical con una gran repercusión a nivel mundial. Con más de 60 CDs publicados, a día de hoy la formación ofrece conciertos por todo el planeta y es miembro habitual de los grandes festivales internacionales de Música Antigua.


Páginas